domingo, 8 de febrero de 2009

Internet 1 - Televisión 0

Dos noticias que han aparecido publicadas recientemente sobre Internet me han llamado la atención. La primera hacía referencia a un estudio de la Asociación Europea de Publicidad Interactiva, donde se indicaba que el promedio de horas dedicado por los internautas a navegar por la red el año pasado superó por primera vez el tiempo que los televidentes pasaron frente al televisor. La segunda, destacaba que mientras que la inversión publicitaria en medios de comunicación disminuyo considerablemente, en Internet siguió creciendo estimándose que en 2008 se sitúe entre un 20% y un 30% superior a la del año 2007.

Si al cambio de hábitos de los consumidores de contenidos audiovisuales que refleja el estudio se añade la mayor rentabilidad y capacidad de reacción para los anunciantes que tienen las campañas de publicidad en Internet gracias a la posibilidad de segmentación y de medición que ofrece la red y a su menor coste, podemos aventurarnos a pronosticar que se avecinan tiempos difíciles para la televisión. Y no solo para la televisión sino también para otros medios de comunicación como la prensa y la radio cuya financiación, al igual que en el caso de la televisión, depende en gran medida de los ingresos que reciben por la publicidad. Las ventas de prensa escrita en España han disminuido considerablemente en 2008, sin embargo el consumo de prensa on-line ha experimentado un crecimiento del 24%, mientras que la radio ha perdido un 20 % de audiencia en los últimos 4 años.

La crisis de identidad que empieza a producirse alrededor de la televisión como principal medio publicitario puede verse agudizada en los próximos años o meses por la presencia cada vez mayor en los hogares de los PVR (Personal Video Recorder). Estos dispositivos permiten a los televidentes grabar todo tipo de contenidos (películas, series, programas) emitidos por cualquier cadena de televisión para poder ser vistos posteriormente sin interrupciones ni cortes publicitarios. Más de un 33% de hogares de EEUU ya utilizan el PVR asiduamente lo que ha llevado a las principales cadenas de televisión del país a cuestionarse la conveniencia de seguir manteniendo la categoría de prime time para ciertas franjas horarias de su programación con el impacto negativo que eso supone en los ingresos por publicidad. En Francia, las cadenas de televisión públicas han decidido eliminar los cortes publicitarios desde las 8 de la mañana hasta las 6 de la tarde como medida para contrarrestar la caída que habían experimentado sus niveles de audiencia. Situación que ha sido catalogada como competencia desleal por parte de las cadenas privadas para quienes es mucho más complicado llevar a cabo acciones similares puesto que entre sus vías de financiación no se encuentran las subvenciones con fondos públicos. Es evidente pues que la complicada búsqueda de un modelo de negocio fiable, sólido y alternativo al actual es hoy por hoy el mayor problema al que se enfrentan los máximos responsables de los medios de comunicación (ver El monstruo del Cambio).

Haciendo un símil futbolístico, podríamos afirmar que el partido por conseguir la mayor parte de la inversión publicitaria acaba de empezar y que Internet, un medio al que a nivel publicitario hasta ahora se le había prestado poca o ninguna atención, ha conseguido adelantarse a la televisión marcando un gol que ha significado una sorpresa para algunos, aunque no así para los que estamos convencidos de las ventajas de este medio tan versátil. En cualquier caso, el partido no ha acabado y la televisión (o mejor dicho las cadenas de televisión) todavía tienen mucho que decir. Habrá que estar atentos a la jugada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Compartir

Bookmark and Share